Galletas rellenas de Chocolate con Thermomix

Una receta para los más peques de la casa, Galletas rellenas de Chocolate o también conocidas por la marca Galletas Príncipe.

Las famosas Galletas Príncipe pertenecían a la empresa Chocolates Elgorriaga, que consiguió mucha fama en España gracias a su tableta de chocolate La Campana. En los 70 comienzan la comercialización de las galletas Príncipe de Beukelaer.

Es curioso  nunca lo había visto escrito, yo siempre lo pronunciaba de pequeño como “bequelar”.

Cuenta la leyenda, que se crearon en el año 1974 para conmemorar el nacimiento del príncipe Felipe, yo tengo serias dudas al respecto :)

La receta la sacamos de la Comunidad de Velocidad Cuchara

Galletas rellenas de Chocolate con Thermomix

Galletas rellenas de Chocolate con Thermomix

Ingredientes

Para las galletas

250 gr de harina

150 gr  de mantequilla (a temperatura ambiente)

80 gr  de azúcar glass

30 gr de almendras

1 cucharada de azúcar vainillado

1 yema de huevo

1 clara de huevo para pincelar las galletas

1 pizca de sal

Para el relleno

200 gr  de chocolate 

30 gr de nata

Elaboración

Para la masa de las galletas

Vertemos las almendras en el vaso y las pulverizamos con 5 ó 6 golpes de turbo, reservamos.

Vertemos la harina y programamos 5 segundos a velocidad 6 para tamizarla y que no queden grumos.

Añadimos la mantequilla, el azúcar glass, las almendras, el  azúcar vainillado y la pizca de sal, y programamos 15 segundos a velocidad 6.

Añadimos a la mezcla la yema de huevo y programamos 4 segundos a velocidad 6. Con la espátula bajamos la masa de las paredes y programamos de nuevo 4 segundos a velocidad 6.

Retiramos la masa y la metemos en una bolsa de plástico y la dejamos en la nevera durante 1 hora aproximadamente.

Para el relleno

Para la crema de chocolate ponemos este en el vaso y lo pulverizamos 5 segundos a velocidad progresiva 5-10.

Añadimos la nata al vaso y programamos 4 minutos, temperatura 37º y velocidad 2.
Reservamos hasta que enfríe.

Elaboración de las galletas

Precalentamos el horno a 180º.

Espolvoreamos con un poco de harina la encimera y estiramos la masa no muy gruesa, ya que el objetivo final es juntar dos galletas con el relleno (unos 3 mm de grosor).

Con el cortapastas elegido, el nuestro con cara de sonrisa que compramos en el Corte Ingles, damos forma a las galletas. Las pincelamos con la clara de huevo que nos ha sobrado, un poco batida, aunque este paso no es necesario de esta forma nos quedarán brillantes como se aprecia en la foto.

Ponemos las galletas en la bandeja de horno, forrada con papel de hornear.

Las ponemos al horno unos 10 minutos, y al finalizar este tiempo las dejamos enfriar sobre una rejilla.

Una vez frías ya podemos proceder a juntarlas con el relleno.

 

Share Button
Esta entrada fue publicada en Recetas y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.